jueves, 12 de enero de 2012

Termas: un viaje que te renueva

Los centros termales hicieron su fama hace miles de años, especialmente durante el Imperio Romano donde las termas eran algo así como los spas de la actualidad. Allí comenzó la fascinación por estos centros de relax, de aguas tibias y burbujeantes... Acompáñame. Te invito a conocer los mejores centros termales del mundo, lugares donde la temperatura y calidad del agua, junto con el entorno natural, conforman un espacio ideal para renovarte por completo.


Europa: La era de la termas romanas

A medida que ganaba territorio dentro de Europa, el Imperio Romano fue imponiendo sus costumbres, su cultura, el arte y, entre otras cosas, el amor por los baños. Ya en el siglo I antes de Cristo el uso de las termas se había extendido en el viejo continente.Las termas romanas necesitaban de una gran infraestructura. Eran baños cerrados, con grandes piscinas de aguas termales que mantenían en una temperatura estable por una serie de conductos internos bajo la tierra.

Estos centros termales a puertas cerradas eran parte de la vida de la alta sociedad que utilizaba el espacio para reunirse. Sólo unas pocas veces al año, las termas se abrían para el pueblo y cualquier ciudadano podía entrar. El resto del año, las termas abrían en dos turnos diferenciados: uno para mujeres y otro para hombres.

Italia

En Italia –se imaginarán– hay varias termas muy célebres y antiguas. Al sudoeste del país, sobre el Mar Mediterráneo, está la isla de Ischia y dentro de la isla, la localidad Casamicciola Terme. Es un pueblo de casi 7 mil habitantes dedicado al turismo termal, con grandes instalaciones y algunos de los mejores centros termales del país que aprovechan los numerosos manantiales de la isla.

En la región de Lazio la ciudad de Fiuggi se ha constituído como uno de los centros termales preferidos del centro de Italia, debido en parte a su cercanía con Roma. Más de la mitad del territorio de Fiuggi son bosques, que dan el marco perfecto a una ciudad antigua y muy bien conservada. Dentro de Fiuggi, el centro histórico y el centro termal van de la mano. Las termas de Fiuggi poseen aguas curativas y están abiertas durante todo el año, con un horario continuo de 8:00 a 20:00 para la Fonte Anticolana. La Fonte Bonifacio VIII abre de 7:30 a 12:00 y de 16:00 a 19:30.
Montecatini Terme está en la Toscana, una ubicación estratégica entre Florencia, Pisa y Siena. La principal actividad de Montecatini Terme es el turismo de salud. La ciudad cuenta con 200 hoteles, centros termales y gastronomía de alto nivel y todo está preparado para unas vacaciones de relax. El agua de las termas de Montecatini tienen propiedades terapéuticas contra el colesterol y la estipsis, que han sido comprobadas científicamente. En la región de la Toscana, a pocos kilómetros de la Autostrada del Sole (A1-E35) se encuentra otra localidad dedicada al turismo termal. Chianciano Terme es "la ciudad de la salud" y está orgullosa de su ambiente sano y sin contaminar. Las autoridades de la ciudad han sabido conservar las praderas verdes de los alrededores. Es realmente un lugar encantador, especialmente indicado para pacientes con problemas hepáticos.

Al norte de Italia, en la región de Emilia Romagna, se pueden visitar las termas de Salsomaggiore. El centro es uno de los más grandes de Italia y es famoso por sus aguas salsobromoiódicas, muy ricas en sales minerales que aseguran acciones antiinflamatorias, antisépticas, antifibrósicas, endocrinológicas y la estimulación del sistema inmunológico.
La ciudad de Abano Terme, en Pádova es considerada la estación termal más importante de Europa por la calidad terapéutica del agua y la capacidad de integración con el medio ambiente de las fuentes termales. Abano cuenta con 78 albergues termales y una capacidad total de 10.500 plazas, 120 piscinas, 50 canchas de tenis, parques y jardines. La principal característica de los componentes terapéuticos son el agua y el fango, que ayudan a una mejora estética del cuerpo. 

Budapest, Hungría

La capital de Hungría es famosa por sus baños y gran parte de los viajeros que llegan a la ciudad es para practicar turismo termal y de salud.
Entre las termas de Budapest más conocidas estáSzéchenyi, un imponente edificio construido en 1913 y con posteriores ampliaciones que cuenta con un gran parque de piscinas exteriores con una temperatura media de 25ºC. En el interior de Széchenyi hay una gran piscina templada.

Gellért es otra de las célebres termas aquincenses. El edificio fue inaugurado en 1918 con una arquitectura y decoración exquisitas. Al inicio únicamente habían piscinas internas, pero más adelante se agregaron las piscinas exteriores. En la actualidad, las Termas Gellért cuentan 2 secciones de baños de baños esfervescentes, una gran piscina exterior de 500m2, una con asientos y otras piscinas con temperaturas diferentes, sumando un total de 13 piscinas.
Los otros dos centros termales en Budapest son construcciones antiguas recicladas. Király data del año 1565 y fue reformada en 1796 tomando un aspecto parecido al actual. La última gran reforma se hizo en 1950. Király no tiene una fuente directa de agua caliente, sino que extrae el agua de la terma Lukács. El otro centro termal es Rudas, construida en 1550 bajo la ocupación turca en la zona, por eso es posible ver muchos elementos típicos de un baño turco. 

Reino Unido

Las termas más conocidas de Reino Unido son las de la ciudad termal de Bath, al sudoeste de Inglaterra. En la época de los celtas los manantiales de aguas termales eran sagrados y se les atribuía a las termas poderes curativos. Cuando los romanos conquistaron Gran Bretaña a mediados del siglo I d., comenzaron la construcción de sus centros termales.
Las termas fueron utilizadas a lo largo de la historia por los habitantes del lugar y fueron construyéndose nuevos complejos, hasta que en el siglo XVII la comunidad científica comenzó a interesarse en sus propiedades curativas. Bath en inglés significa "baño" y lo cierto es que las termas son una de las actividades centrales en la vida diaria de la ciudad.

Actualmente, Bath es considerada una ciudad Patrimonio de la Humanidad. Entre las termas que se pueden visitar hay varias que quedaron sin uso y hoy sólo nos dejan ver cómo eran las termas en ese entonces. Los complejos termales modernos cuenta con una gran infraestructura para el cuidado integral del cuerpo, con terapias de relajación, masajes, ejercicios e incluso dietas especiales.

Medio Oriente y el Mar Muerto

El Mar Muerto es el único mar del mundo que se ubica a 400 metro bajo el nivel del mar, lo que asegura un 10% más de oxígeno que cualquier otro. Este mar es muy famoso por ser una fuente terapéutica para personas que sufren problemas dermatológicos, reuma o dificultades respiratorias. Sus aguas minerales de afluentes termales y el barro negro son recomendados para tratar la psoriasis y varios tipos de alergias.La característica más conocida del Mar Muerto es la alta salinidad del agua, que entre otras cosas genera que los cuerpos floten sin esfuerzo. De hecho, en Israel se conoce a este mar como "Yām Ha-Mela" o Mar de Sal. Gracias a las propiedades curativas del agua, este lugar se ha convertido en un centro de turismo de salud, con un entorno ideal de playas, spas, resorts de salud, hoteles de lujo y atracciones.

Latinoamérica: Agreste y natural

En Latinoamérica las termas tienden a un contacto directo con el medio ambiente. Estos centros suelen ser a cielo abierto, con piscinas o fuentes naturales. Hay varios centros termales en todo el continente, conozcamos algunos:

Aguascalientes, México

El nombre de la ciudad lo dice todo. Aguascalientes se construyó sobre una serie de manantiales brotan de la tierra formando balnearios de aguas curativas.
Alrededor de Aguascalientes hay varios centros termales que se diferencian entre sí por la calidad y características del agua. Al este está la terma de Ojo Caliente, con aguas alcalinas y poco sulfurosas y una temperatura que oscila entre 36ºC y 40ºC.

En los alrededores de la ciudad se pueden visitar las termas de San Ramón, El Salitre y El Refugio, todas con aguas sulfurosas, especialmente indicadas para personas que padecen reumatismo. A 6 kilómetros de Aguascalientes está el balneario de La Cantera, también con aguas sulfurosas y una temperatura promedio de 37ºC. Si visitas Aguascalientes verás una amplia gama de ofertas enfocadas al turismo de salud, con centros termales, spas y actividades recreativas.

Aguas Calientes, Perú 
La localidad peruana de Aguas Calientes está a unos pocos kilómetros del Santuario de Machu Picchu, en Cusco. Muchos viajeros aprovechan la visita a las ruinas y el agitado recorrido para recomponer energías en las termas de la ciudad vecina. Las aguas de estas termas rondan los 42ºC, por eso se aconseja quedarse sólo unos minutos sumergido. Las termas de Aguas Calientes son especiales para personas que tienen enfermedades en los riñones, problemas de reuma o en sus articulaciones.

Termas en Chile 

Hay un total de 270 termas en Chile, distribuidas en todo el país de norte a sur. Dependiendo de la región, las aguas poseen características diferentes. Las termas de Chillán están ubicadas en la precordillera de Los Andes, en un entorno de montaña donde también se practica esquí. El centro termal está a una altura de 1600 metros sobre el nivel del mar y se dice que es uno de los mejores del país. Fue utilizado antiguamente por los indígenas de la zona por sus propiedades curativas, especialmente buenas en personas con problemas respiratorios, dermatológicos o de artritis. El agua alcanza una temperatura de 60ºC.

Al norte de Chile, en la I Región están las Termas de Chusmiza. El agua de estas termas es utilizada como agua mineral de mesa y es ideal para el tratamiento de problemas óseos, de la piel o para combatir la mala circulación de la sangre. Chusmiza tiene una temperatura de 40ºC y está abierta todo el año. Además es un gran lugar para recorrer por los cultivos aterrezados que se pueden ver en la zona. También en la I Región puedes visiatr las Termas de Mamiña, con paisajes desérticos y de quebradas, recomendadas para personas con estrés, fatiga, afecciones nerviosas y enfermedades neurológicas.
El centro termal Jahuel es uno de los más famosos por la visita de Charles Darwin en 1834. Las aguas de estas termas no son tan altas como las del resto, sino apenas de 22ºC en promedio, pero están recomendadas para todo tipo de afecciones, incluso la falta de sueño, el estrés y problemas de circulación sanguínea, entre otras cosas.

En la IX Región las Termas Los Pozones están en perfecta armonía con el entorno. Son el lugar preferido por los jóvenes y mochileros que desean hacer un poco de turismo de salud. Las temperaturas de los 7 pozos de aguas minerales van de los 30ºC a los 42ºC.


Termas en Argentina 

La provincia argentina de Entre Ríos, en el litoral del país, es el hogar de varios centros termales. Uno de los más populares son las Termas de Federación. El complejo ha sido contruido en 1994 gracias al descubrimiento de aguas termales en las profundidades. 
Las Termas de Federaciónocupan 2,5 hectáreas con piscinas diseminadas con agua a diferentes temperaturas. Dentro del predio hay un centro de spa, con masajes de relajación y cuidados de la piel.

Las Termas de Villa Elisa son más modernas aún. Se inaguraron en 1999 pero continúa en ampliación. En las 45 hectáreas del complejo hay un lago artificial, 3 piscinas para adultos, 2 piscinas para niños y una para uso terapéutico exclusivamente. Las Termas de Chajarí son otra opción para el relax en Argentina. Posee 4 piscinas al aire libre y una techada con iluminación subacuática y sectores de jacuzzi. En Chajarí podrás difrutar de aguas termales con temperaturas de los 37ºC a los 40.3ºC.
En Entre Ríos están también las termas de Colón, Concordia, La Paz, María Grande, Villa San José y Gualeguaychú. Argentina tiene otros grandes centros termales: Río Hondo, en Santiago del Estero, es uno de los principales centros termales del continente. Al oeste del país, en la provincia de Neuquén, las Termas de Copahue son conocidas por sus modernas instalaciones como centro de balneoterapia. Además de las aguas termales se dan terapias de barro. El complejo está a 2.925 metros sobre el nivel del mar.

Al sur de la provincia de Buenos Aires, en la localidad de Carhué está la Laguna Epecuén, un sitio renombrado desde principios de siglo por las características especiales del agua, con una gran mineralización. El sulfato y el cloruro que contiene el agua de las Termas de Carhuéayudan en el tratamiento de enfermedades de la piel, reumáticas e incluso en enfermos de diabetes.

Puedes ver más información sobre estas y otras termas en Turismo de Spa: viajes de relax y salud.

Estos son sólo algunos de los centros termales que puedes visitar en un viaje de salud, pero hay muchos más. ¿Conoces alguno? ¿Cómo ha sido tu experiencia? Compártela con todos los viajeros en los comentarios.

Fuente: www.viajeros.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Este Blog permite su opinión tal cual le parezca conveniente. Tenga en cuenta por favor que toda opinión, sea hacia una empresa o particular, debe ser dirigida con respeto.